Emite IMSS recomendaciones para solucionar incontinencia urinaria en menores

 

La enuresis entre los cuatro y cinco años edad en la que ya debe controlar los esfínteres, es la salida de orina cuando el niño duerme,  y de no corregirse puede afectar la autoestima de sus hijos, explicó el médico cirujano pediatra del Hospital General de Zona (HGZ) No. 11 del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) en Veracruz, Daniel Alejandro Chan Vázquez.

Existen dos tipos de incontinencia urinaria primaria, cuando el niño, desde que nació, nunca ha dejado de mojar la cama de noche; y secundaria, se refiere a infantes que lograron el control de los esfínteres a determinada edad, pero por algún evento emocional (divorcio de los padres, estrés en la escuela, pérdida de algún familiar o mascota), tiene un descontrol de esfínteres mientras duerme.

Otro factor de riesgo que se considera, es la carga genética, ya que si uno de los padres padeció de enuresis, es muy probable que el niño lo sufra. La enuresis es de fácil detección, ya que son los padres los que hacen el diagnóstico inicial, al detectar cuando sus niños mayores de cinco años empiezan a mojar la cama por las noches, y es el médico quien descartará alguna malformación de la vía urinaria o alguna enfermedad relacionada que ocasione el problema.     

El tratamiento para la enuresis está enfocado en el buen manejo de hábitos, el cual se logra al tener una secuencia de micciones durante el día en forma ordenada, aproximadamente cada cuatro horas, para que la vejiga  se vacíe, por lo que se recomienda consumir líquidos hasta tres horas antes de dormir, y orinar antes de acostarse.  

Por último, apuntó la especialista los padres no deben alarmarse ante este padecimiento y deben acudir a su Unidad de Medicina Familiar (UMF), para que valoren a su hijo y lo envíen con el especialista para la detección oportuna.  

Share: