Superluna de nieve 2020: llega la luna más grande y brillante del año

Superluna vista desde Tenerife en una imagen de archivo
En esta madrugada se puede disfrutar del evento astronómico que tiene su explicación en la cercanía de la Luna en su órbita a la Tierra
Abc Ciencia

Este fin de semana el cielo nocturno nos trae uno de los mejores espectáculos del año: la llamada «Luna de Nieve», que además este año será la primera superluna que será más brillante y grande de lo habitual. El mejor momento para verla será en la madrugada del sábado al domingo. El Observatorio Astronómico Nacional señala las 8.33 horas del domingo como momento óptimo para disfrutar del evento astronómico, el primero en su clase del año.

Tal y como explican desde NASA, la Luna orbita la Tierra en una elipse, un óvalo que la acerca y aleja de nuestro planeta a medida que gira. «El punto más alejado de esta elipse se llama apogeo y está a unos 405.500 kilómetros de la Tierra de media. Pero su punto más cercano es el perigeo, que es una distancia promedio de aproximadamente 363.300 kilómetros de la Tierra», afirman. Es por esto que da la impresión de que es más grande y brillante de lo habitual. En concreto, produce un efecto visual que hace que la Luna parezca hasta un 14% más grande y un 30% más brillante que en la situación contraria, en el apogeo -cuando nuestro satélite está en el punto más alejado de su órbita con respecto a nuestro planeta-.

Aunque la superluna de nieve es visible a simple vista, si bien es posible que no notemos demasiado cambio con respecto a otras Lunas llenas. Para verla en todo su esplendor se recomienda apartarse de las ciudades y de focos iluminados para evitar la contaminación lumínica. Además, aunque las predicciones meteorológicas no son las peores, se recomienta portar ropa de abrigo.

Luna de nieve, de hambre o de tormenta

El experto lunar de la NASA, Gordon Johnston, explica el otro apelativo de esta primera superluna: «de nieve», que también es conocida como de tormenta o del hambre y que en realidad tiene unas connotaciones poco científicas.

«El Almanaque de Granjeros de Maine publicó por primera vez nombres ‘indios’ para las Lunas Llenas en la década de 1930 y, según este almanaque, las tribus de lo que ahora es el noreste de los Estados Unidos llamaron a esto la Luna de Nieve o la Luna de Tormenta debido a las fuertes nevadas que caen en esta temporada». También se le llama «de hambre» porque el tiempo puede dificultar la caza.

Polemica con el término «superluna»

El término «superluna» fue acuñado en 1979 y se usa a menudo hoy para describir lo que los astrónomos llamarían una luna llena de perigeo: una luna llena que ocurre cerca o en el momento en que lnuestro satélite está en su punto más cercano a la Tierra. Sin embargo, el responsable de esta definición tampoco tenía nada de científico, ya que fue el astrólogo Richard Nolle el responsable de la palabra, que además relacionócon grandes huracanes, erupciones volcánicas y terremotos, extremos que nunca se han probado -salvo en las mareas, cuyo influjo está sobradamente probado desde hace décadas-. Nolle incluyó en el término Lunas nuevas o Lunas llenas cuya distancia relativa al apogeo de su órbita es mayor o igual que el 90%, lo que implica que al año se den tres o más de estas superlunas, convirtiéndolo en un fenómeno batante usual.

Share: