“….La muerte es el destino que todos compartimos, nadie escapa de ella. Y es así como debe ser, porque la muerte es el mejor invento de la vida; es el agente que cambia la vida, lo que limpia lo viejo por lo nuevo….” Steve Jobs.

 

 Adiós a Steve Jobs

 

Por Enrique López Contla, publicado en la revista 

Nosotros los Petroleros de PEMEX

 


Hay conceptos que las empresas siempre buscan adquirir, incentivar o fortalecer, dos de ellos son la innovación y la mejora continua; factores indispensables para la sobrevive y el crecimiento de las compañías son nociones relativamente fáciles de comprender, sin embargo, adoptarlas, sistematizarlas y aplicarlas es una tarea difícil de lograr para la mayoría de las organizaciones….y de las personas.

 

Steve Paul Jobs era diferente. Toda su vida innovó, mejoró y transitó por caminos que él mismo construyó y revistió con ideas, conceptos y productos que revolucionaron la relación hombre-tecnología, así como nuestra forma de escuchar música, de trabajar, de hacer y ver películas y hasta la manera de leer libros.

 


Jobs nació en San Francisco, California el 24 de febrero de 1955 y de inmediato su madre lo dio en adopción. De genuino carácter carismático, perfeccionista estricto y autoritario, a los doce años tuvo su primer acercamiento con las computadoras, cuando obtuvo una beca para trabajar en Hewlett Packard, donde conoció a Steve  Wozniak.

 

A mediados de la década de los años setenta, con pocos recursos, pero con gran visión, Steve Jobs y Steve Wozniak construyeron sus primeras computadoras en la cochera de su casa. Ahí nació la primera Apple I y con ella el proyecto que desembocaría en Apple Computer Inc., marca a la que un granjero propuso representar con la imagen de una manzana mordida, y que los convertiría en los dueños de una de las empresas tecnológicas más creativas, exitosas y redituables del mundo.

 


Su concepto más importante era confiar, decía: “…creer que las cosas saldrían bien les dará la confianza para seguir lo que les dice el corazón…”,  sus allegados aseguran que sabía lo que los clientes querían, antes que ellos mismos se enteraran.

 

Siete puntos resumen sus ideas para crear prácticas de liderazgo efectivo:

 

1.    Rodearse de los mejores

2.    Conocer con quien trabajas

3.    No descuidar el proceso laboral

4.    Tener iniciativa

5.    Ser valiente

6.    Saber decir adiós

7.    Aprender del antecesor


 

Con estos principios, más su habilidad para dirigir, logró hacer de su compañía una de las más reconocidas y cotizadas internacionalmente; sin embargo, por problemas internos tuvo que retirarse de ella. Su salida de Apple Computers le llevo a comprar Pixar, compañía que exploraba la producción de gráficos animados en tercera dimensión, ahí inventó un software para crear imágenes tridimensionales en movimiento. Toy Story fue el primer largometraje creado con esta nueva técnica, poco después vendió Pixar a Walt Disney Produccions.

 

 

Fundó Next Computer, una empresa especializada en el desarrollo de software, donde ideó la base del actual sistema operativo Mac OSX y que entre otras cosas, representó su regreso a Apple Computers. En esta época diseñó un producto innovador que rescató a Apple del declive que atravesaba. lanzaron la línea Macintosh y el software para crear ediciones y manejar gráficos.

 

Posteriormente lanzaron el iPod, un nuevo dispositivo portátil para escuchar música que tiene el tamaño de un teléfono celular, pero era capaz de almacenar y reproducir hasta cinco mil canciones. De manera natural siguió la creación de iTunes Store, tienda virtual para comprar música en línea; iPad, dispositivo electrónico tipo tableta con un procesador más rápido. Con estos productos cambió, para muchas personas, la forma de ver, usar y vivir la tecnología.

 

 

Steve Jobs luchó ocho años contra el cáncer de páncreas. Inclusive en 2004 renunció a la presidencia de Apple Computer Inc. Para ceder su lugar a Tim Cook. Reconocido como una de las mentes más brillantes de nuestro tiempo, el 5 de octubre de 2011 el impacto de la muerte de Steve Jobs, a los 56 años de edad, se reflejó a nivel mundial a través de las redes sociales con mensajes como:

 

Gracias, Steve Jobs… seguramente estás a la derecha de iGod.

 

 

Su legado será recordado por generaciones. Demostró que lo que se construye puede cambiar al mundo, Jobs contribuyó a dar forma a la era informática. Fue lo suficientemente audaz como para creer que podía cambiar al mundo y lo suficientemente talentoso para cambiarlo.

 


Steve Jobs…. iNos vemos.

Share: